Google+ Badge

Google+ Followers

Se você procura um serviço de tradução português-espanhol profissional e de máxima qualidade, podemos ajudar-lhe...

quinta-feira, 2 de maio de 2013

FUNDACIÓN DEL ESPAÑOL URGENTE


recepcionar y recibir no son sinónimos

El verbo recepcionar, usado sobre todo en los ámbitos administrativo y mercantil, conlleva alguna formalidad para mostrar que se da entrada a algo que se recibe.

No es raro, sin embargo, que el verbo recepcionar se use de modo inapropiado como mero sinónimo de recibir o, en ocasiones, de atender, como ocurre en las siguientes frases: «No hay personal para recepcionar las llamadas telefónicas», «Los pobladores recepcionarán más de mil turistas por día» o «El volante recepcionó bien la pelota y remató a la red».

Tal como señala el Diccionario de americanismos, de las Academias de la Lengua, recepcionar significa ‘dar entrada a algo, verificando que la cantidad, calidad y demás características se corresponden con lo que se pidió originalmente’.

Sin embargo, este significado no se aplica a los ejemplos anteriores, donde habría sido preferible «No hay personal para atender las llamadas telefónicas», «Los pobladores acogerán más de mil turistas por día» o «El volante controló bien la pelota y remató a la red».

Otro sentido de recepcionar, también válido, es el recogido en el Diccionario del español actual, que ofrece la siguiente definición: ‘aceptar algo que se recibe, especialmente una obra o construcción’, y con él se usa en «El polígono industrial será recepcionado por el Ayuntamiento antes de que finalice el año».

propugnar algo o abogar por algo, no propugnar por

El verbo propugnar, que significa ‘defender, amparar, apoyar’, no va seguido de la preposición por, es decir, se propugna algo que se defiende y no se propugna por algo.

No es raro, sin embargo, ver en las noticias este verbo seguido de por, como en «La directora propugna por un movimiento global de consumidores, inversionistas y trabajadores para crear un modelo sustentable» o «El documento propugna por el cambio del régimen fiscal de la paraestatal».

Según el Diccionario de la Real Academia Española, propugnar es un verbo transitivo, es decir, ha de ser propugnar algo, sin el añadido de la preposición por, que podría ser influencia de abogar por, de significado idéntico.

Por ello, en los ejemplos anteriores habría sido preferible haber dicho «La directora propugna un movimiento global de consumidores, inversionistas y trabajadores para crear un modelo sustentable» y «El documento aboga por el cambio del régimen fiscal de la paraestatal».
Se procura um serviço de máxima qualidade e profissionalidade, podemos ajudar-lhe