Google+ Badge

Google+ Followers

Se você procura um serviço de tradução português-espanhol profissional e de máxima qualidade, podemos ajudar-lhe...

terça-feira, 28 de abril de 2015

LA INDUSTRIA DE LA LENGUA

La mina de oro del español está en la web

La industria estudia cómo sacar partido al tercer idioma más usado en Internet

 EL PAÍS- Madrid 
  • I
  • El español en el mundo ( letra ñ) , ilustración de Marcos Guardiola.


    A primera vista, los datos son buenos. El español es la tercera lengua más usada en Internet, por detrás del inglés y el chino. Un 7,8% de los internautas se comunica en este idioma, que es el segundo más frecuente en Facebook y Twitter. Entre 2000 y 2011, el español creció un 807%, todo según el informe El español, una lengua viva 2014 del Instituto Cervantes. Las llamadas industrias de la lengua española se frotan las manos. La eñe es un negocio en la red, y una muestra de ello es el Foro Internacional del Español (FIE) que se ha celebrado desde el 23 y hasta el 26 de abril en el recinto ferial IFEMA de Madrid.

    “Hay mucha demanda de contenidos en español a la que no se le da respuesta”, asegura Iris Córdoba, gerente de Plataforma del Español, un conglomerado formado por empresas de la industria de la lengua que a su vez está integrado en la compañía de innovación Madrid Network. Entre sus socios están Google y Amazon (además de organizaciones educativas y editoriales), lo que da una idea bastante ajustada de la veta que el mercado ve en los contenidos web en este idioma. Pero, advierte Córdoba, no todo son triunfos: en Wikipedia hay más entradas en sueco que en español. “¿Por qué nuestra presencia no supera a la de un idioma que hablan unos 10 millones de personas?”, se pregunta.

    Porque, si las cifras se miran de cerca, empiezan a verse sombras. De los 2.405 millones de usuarios de la web, la mitad hablan en inglés o chino, e idiomas minoritarios como el japonés están solo tres puntos por detrás del español. Un crecimiento del 800% en una década es mucho, pero se relativiza al saber que el árabe (hablado en países con tasas de penetración de la red mucho menores que las de los territorios hispanohablantes) aumentó cerca del 2.400% en el mismo período. El mercado hispanohablante no está aún desarrollado, pero precisamente por eso, aún tiene posibilidades de expansión. Estos son algunos de los puntos clave que afronta el sector:

    Traducir, enseñar, producir

    Entre las compañías más interesadas en esta vía están las de ventasonline, productos culturales o medios de comunicación, entre otras, según indican en la Plataforma del Español. Para que funcionen, es necesario producir contenidos en español, adaptar los existentes a ese idioma y ampliar el porcentaje de la población que maneja el lenguaje (solo el 7% de los estudiantes de lengua extranjera lo elige, frente al 69% del inglés). Y ahí entran los negocios de tecnología lingüística, enseñanza y traducción. Estos son los sectores en los que la industria de la lengua debe poner el foco.

    Expandir la red

    “Es un idioma homogéneo y geográficamente compacto, pues la mayor parte de los países hispanohablantes ocupa territorios contiguos”, explica Miguel Marañón, jefe de Comunicación Digital del Instituto Cervantes. Sin embargo, la penetración de Internet no es igual en todos los territorios. En Argentina es del 66%, pero en Nicaragua solo del 13%. La media en Iberoamérica y el Caribe es del 43%, y la de la Unión Europea el del 73%. Esta barrera física es difícilmente salvable sin inversión en infraestructura, y sin políticas públicas.

    Cuidar la lengua

    Un correcto uso del castellano viene a ser como trabajar con una buena materia prima. Si esta se pervierte, la cadena industrial se verá tocada, advierten en la Plataforma del Español. Esta es una de las principales preocupaciones del Instituto Cervantes, pero no en un sentido de conservación. “Escribir o hablar con corrección y con buen estilo en Internet, si sustancialmente es como hacerlo antes de que existiera, implica ahora otros componentes y nuevas convenciones”, indica Marañón. Es también uno de los temas tratados en el Foro, con cursos como “Escribir en español, en Internet”, impartido por la Fundación Fundéu BBVA. No se trata de fijar la lengua, sino de adaptarla. Su política de aconsejar al usuario desde la propia red, y no como una fuerza censora, parece funcionar: su cuenta de Twitter tiene 198.000 seguidores. La de la Real Academia, que responde a dudas de los hablantes a través de la red social, acumula 767.000. Este éxito se explica también por la alta tasa de utilización del español en Facebook y Twitter, la segunda lengua favorita de sus usuarios según datos de 2012. Otra veta a descubrir por las empresas hispanas.

    Nenhum comentário:

    Se procura um serviço de máxima qualidade e profissionalidade, podemos ajudar-lhe